UGG Australia

UGG Australia

Cuando lo más tosco se convierte en lo más cool: Las botas que llegaron de las antípodas.

La primera vez que ví unas UGG, hace años, paseaba por La Madeleine, en París. No estaban aún de moda, ni siquiera eran conocidas. Era uno de esos veranos parisinos que salen tórridos. Me fijé en una chica muy alta, con pinta de modelo, vestida con una mini tejana, una T-shirt blanca, y un larguísimo foulard enredado en su cuello; muy, muy estilosa. Bajando la mirada ví con estupor (35º C) que llevaba puestas unas extrañas botas de aspecto tosco, inidentificables: De media caña, en piel vuelta color avellana, forradas, de, sí, ¡de borreguito! No se parecían a nada que se hubiera visto hasta el momento en colecciones, pensé en unos après ski cavernícolas. Lejos estaba de imaginar que aquella extrañeza iba a significar una revolución en el caprichoso universo de la moda.

Deckers Outdoor Corporation es una gran compañía californiana fabricante de calzado. Fundada en 1973, entre sus hitos comerciales figura la, también rompedora y exitosísima, sandalia Teva.

Entre sus marcas registradas, UGG Australia, responsable del arriesgado y ya emblemático modelo. Aunque parece claro que otros similares ya se utilizaban hace décadas, después de años de  disputas legales, a principios de este milenio la empresa pudo por fín registrar un diseño de fuerte personalidad, original y distintiva: Unas botas inspiradas en el calzado de trabajo que utilizaban a principios del 1.900 los pastores y esquiladores australianos. Algo por completo diferente, fuera de concurso, que basa su éxito en convertir en sofisticado lo rudimentario de su estética.

El boom empezó en EEUU, donde, instantáneamente, fueron adoptadas por socialities, top models, actrices, y cualquiera que pretenda ser alguien en los medios: Jennifer Anniston, Eva Longoria, Kate Moss, Sarah Jessica Parker… Una lista interminable de It Girls las llevan tanto en invierno como (previsiblemente cocidas) en verano.

Justo es reconocer que son comodísimas; hechas de piel de oveja, forradas en una imitación a lana de cordero y con una gruesa suela sintética, son de horma amplia y de un caminar sobre algodones. Y son, literalmente, todoterreno: Pueden llevarse en el campo y usarse en nieve ligera; son super confortables con frío extremo y en lluvia.

Desde aquel verano hasta hoy, las UGG, las uggs, como todo el mundo las llama, son calzado reglamentario para cualquiera que desee estar a la última. Líder de ventas, que se cuentan en cientos de miles de unidades, debido a su tirón comercial han sido falsificadas, e imitadas por casi todas las grandes firmas low cost, y se han convertido en icono de moda y objeto de deseo de féminas entre 15 y 60 años.

Ahora en muchos colores y texturas, con colección para hombre, mujer, y niño, en la actualidad pueden encontrarse multitud de versiones del modelo original, y nuevos diseños. Una amplia gama para un fenómeno de masas.

Se encuentran en puntos de venta muy seleccionados y su precio medio es de unos 180 eur.

Más información: UGG Australia

Vídeo: uggs australia campaign video 2011


Array
publicidad

1 Opinión

  1. hola estoy muy interesada en comprarlas botas de ugg modelo lattice cardy color blancas mi numero europeo es el 37 por favor diganme donde puedo encontrarlas para comprarlas en internet un ssaludo contestenme

    mi email- ana.maria.alvarez@bizkaia.net

Deja tu opinión