Nolet's Reserve

Nolet’s Reserve

Si bien puede no estar familiarizado con el nombre de Nolet, es probablet que sí esté familiarizado con su principal producto; el vodka Ketel One. La destilería de Nolet en Schiedam, Holanda destila millones de cajas al año de este popular vodka. Además de esta gigantesca producción de vodka, la destilería es todavía una pequeña productora de algunos de los mejores destilados del mercado.

Nolet’s Silver no es su ginebra de reserva de 700 dólares la botella (cuesta cerca de 40 dólares), pero es una hermosa ginebra floral, suave, que hace un Martini perfecto. Lo que hace que Nolet’s Silver destaque es una mezcla única de ingredientes botánicos, incluyendo rosa turca, melocotón y frambuesa. Es una ginebra muy floral, pero se las arregla para equilibrar sus sabores y poderla disfrutar en muchos combinados y cócteles clásicos como el Negroni, Bijou o el Ramos Gin Fizz.

Nolet’s Reserve se basa en el fundamento de Nolet’s Silver, añadiendo azafrán y verbena a la mezcla. El azafrán es más caro que el oro y su abundante uso en la Nolet’s Reserve ayuda a que sea una de las ginebras más caras del mercado, ¡700 dólares por botella! (alrededor de 516 euros). El azafrán infunde a la Nolet’s Reserve un profundo y cálido tono que parece afectar al color de la ginebra, que se muestra a la luz de un color dorado y hermoso.

Además de azafrán, Nolet’s Reserve trae verbena en la mezcla, lo que le da una nota ligeramente amarga que se combina con el azafrán para envolver a los demás sabores de la ginebra. El resultado es una agradable complejidad que hace de la Reserve una de las grandes ginebras del mundo.

Una ginebra sorprendentemente suave y redonda con una sensación en la boca deliciosa. La entrada de Nolet’s Reserve es luminosa y floral con la profundidad y calidez del azafrán. Todas las notas del sabor delicioso de Nolet’s Silver se presentan aquí, pero completamente diferentes. Las notas de frutas dulces pasan a un segundo plano para permitir que las notas más sabrosas y picantes surjan. Las notas florales que se paladean son de la rosa turca y lavanda, equilibradas a la perfección con los otros sabores como el enebro, cítricos y la verbena. Nolet’s Reserve tiene un largo y profundo acabado con el persistente azafrán.

Nolet’s Reserve se hace a mano en pequeños lotes, supervisados personalmente por el maestro destilador, el señor Carolus Nolet. Sólo unos pocas cientos de botellas se producen cada año y todas ellas son firmadas y numeradas a mano por el propio Carolus Nolet.

El precio de 700 dólares (516 euros) por botella, hace que Nolet’s Reserve esté fuera del alcance de la mayoría de bebedores. Es difícil pensar en una experiencia de una ginebra más intensa y compleja. Si usted es un apasionado de la ginebra y tiene el dinero para comprarla, Nolet’s Reserve es simplemente increíble.

Más información: Nolet’s Finest Gins