Mona Di Orio

Mona Di Orio

Mona di Orio lleva el gen del “nariz” impreso en su ADN. De niña hacía sus propias mezclas y los 16 años, su padre le regaló un “órgano del perfumista“. Su pasión por el mundo de los olores la llevó a tener una formación autodidacta y ésta a los libros del maestro perfumista Edmond Roudnitska. La dificultad para conseguir todos sus libros, le hizo escribir al propio Roudnitska pidiéndole ayuda para completar su formación. Mona se sorprende con la respuesta del creador de “DIORELLA”, “DIORISSIMO” y “EAU SAUVAGE” para Dior, “EAU D’HERMÈS” o “FEMME” de Rochas. Edmond Roudnitska le invita a su taller y ofrece asesoramiento. La joven aprendiz trabaja al lado del maestro y se llena de experiencias durante una década. Al fallecer Roudnitska, Mona se queda trabajando en el laboratorio, a petición de su propia esposa.

En 2006, Mona pone en marcha el gran proyecto de su vida, una gama de perfumes de su inspiración y con su nombre impreso. Con la ayuda económica del diseñador holandés Jeroen Oude Sogtoen nace la marca MONA DI ORIO. Se presenta con tres perfumes en pesadas botellas cuadradas, con tapón simulando un champagne caro:

  • LUX, un perfume cítrico lleno de contrastes luminosos y olfativos. Creado para el uso personal de la perfumista y dedicado a su mentor Roudnitska.
  • CARNATION, un floral empolvado con notas de violeta y jazmín en una base ambarada. Dedicado a Colette.
  • NUIT NOIRE, un aroma oriental clásico con fuertes notas animales, inspirado en las obras de Serge Lutens.

OIRO, la palabra portuguesa para Oro encierra el único perfume femenino de Mona di Orio. Sacado al mercado en 2007 está compuesto por el más caro jazmín indio, luminoso y envolvente llega a ser intoxicante con la fuerza de los índoles.

En 2008 se incorpora a la colección un perfume con nombre de reina babilonia: AMYITIS es un floral verde que transmite paz y armonía.

Mona di Orio es una creadora de perfumes sin compromisos de gastos en materiales o expuesta a campañas publicitarias. Sus propuestas pueden gustarte o no, pero denotan un estilo propio de hacer y una voz independiente. Son perfumes fáciles de llevar y un poco elevados de precio, los frascos de 50 ml cuestan 90 euros y los de 100 ml, 145 euros. Nadie ha dicho que el lujo y la exclusividad sean baratas.

Página Web Mona Di Orio