MiniBar Protocoles Deluxe Case, de G.H. MUMM

MiniBar Protocoles Deluxe Case, de G.H. MUMM

Beber champagne no es beber; es un estilo de vida. Y esta nueva creación de G.H. MUMM aglutina todas sus formas -al menos 100 de ellas- en una presentación de lujo… ¡práctico! Práctico, rápido y sencillo, valores hasta ahora desterrados del lujo, definen esta estructura móvil convertible en un completo minibar donde la marca planta bandera.

Ya a primera vista surge el amor por el cofre blanco y su esbelto caballete, inspirado en los escritorios móviles utilizados por Napoleón en sus viajes militares. Pero este cofre no guarda misivas ni plumas de oro, sino todos los accesorios -y alguno más- necesarios para que beber champagne no sea una experiencia, sino la experiencia.

Para montarlo -y montárselo-, basta con seguir los pasos numéricos de los protocolos bordados en oro. Y voilà, surge la magia… y las burbujas de las dos botellas en su interior: un Cordon Rouge y un delicado Millésimé 2004.

La edición limitada de esta pieza que sorprende por dejar atrás la recurrente estética art déco de los secrétaires que inspiran -casi- todo minibar. Su interior en rojo flirtea con la estética pop y uno de los colores bandera de la firma a partes iguales.

En sus filas, 4 copas degustación y 2 finas copas de enólogo, termómetro, abridor, stopper, cubitera, guantes de sommelier, cuaderno de desgustación y una selección de los 100 Champagne Protocoles de G.H. MUMM en 29 tarjetas.

Su precio aproximado unos 1.200 euros que empiezan a doler menos al segundo sorbo de Millésimé.

Salud.

Más información: Protocoles Deluxe Case