Hermès

Hermès

Su origen Francés lo dice casi todo de esta casa que creció de la mano de la moda y bajo la influencia de los progenitores de ésta, allá por el país galo hace casi más de siglo y medio.

Hermès empezó en este negocio fabricando sillas de montar y siguió, con el paso de los años, con la creación de bolsos, complementos y accesorios.

En 1966 la revista Life publicó una fotografía de Grace Kelly usando el bolso Sac à dépêches de esta firma, y se hizo tan popular que Hermès lo renombró como “Kelly Bag”.

En esos años ampliaron sus productos a las corbatas de seda, caracterizándose por una atención personalizada por un departamento telefónico y postal, algo típico hoy día pero muy poco común en los años 60. Además en esos años se creó también la división de perfumería.

Hermès se haría famosa por utilizar sólo, y siempre, materiales naturales, pieles exclusivas y, cómo no, hecho íntegramente a mano.

La historia contemporánea de Hermès sigue escribiéndose entorno a los complementos y accesorios. Manteniendo un estilo sobrio y elegante con líneas sencillas.

En mi opinión, en su colección actual, tienen cinturones de hombre increíbles, como el modelo Reflex. O sus bufandas en 100% cachemira, que se pueden considerar un básico de esta temporada.

Otro artículo muy recomendable es su porfolio en piel de ternera color chocolate, otro must para aquellos que siempre llevan sus papeles con cierto desorden.

No podemos olvidar que si gustamos de los diseños y calidades de Hermès tenemos la posibilidad de trasladarlos a nuestro hogar con su sección “Casa”, en la que podemos encontrar un gran abanico de productos para vestir cada rincón.

Página Web Hermès