Christian Lacroix viste de lujo la cerveza 1664

Christian Lacroix viste de lujo la cerveza 1664

Para celebrar dignamente las fiestas de fin de año, la cerveza 1664 ha contado por segunda vez con Christian Lacroix para vestir de lujo y diseño sus botellas. Esta vez no es la bebida, sino la botella la que se reviste de calidad y prestigio. La cerveza se sirve ahora en botellín de aluminio, decorado de un azul profundo, donde se desvelan los croquis del estilista francés, que ha imaginado un manto de nieve sobre los tejados de la ciudad de París.

Esta gama estará disponible a partir del próximo mes de diciembre, pero en cualquier caso, el pack de seis botellas de 33 cl podrá adquirirse por unos 5 euros, nada más asequible para un diseño de alta costura

Después de Karl Lagerfeld para Coca-Cola, o de Paul Smith para Evian, o de Missioni para SanPellegrino, ahora le ha tocado el turno a Christian Lacroix para darle un nuevo look a botella de cerveza de referencia. El diseñador es símbolo de elegancia y de refinamiento del estilo francés, y reconocido mundialmente por sus colores vivos, sus vestidos espectaculares y su estilo exclusivo. Pero, no sólo por eso… ya que también es un gran amante de la cerveza.

Por esta razón, la Cervecera Kronenbourg, que pretendía darle un empujón a su icono particular, la cerveza 1664, le ha pedido al modisto que cree un packaging novedoso para su próxima edición limitada. De esta forma, la cerveza 1664 se vestirá de alta costura para las próximas fiestas de Navidad.

Más información: Cerveza 1664