Calvin Klein

Calvin Klein

Calvin Klein, hoy una de las marcas referente en el pret-â-porter internacional, fue fundada por el diseñador Richard Klein, un talento emergente del Bronx de Nueva York. Titulado en el New York’s Fashion Institute of Technology en 1962, empezó a labrarse experiencia en el mundo de la moda vendiendo abrigos en una tienda de la 7ª avenida de Nueva York. Y mal no le fue: sólo dos años después, conocería el éxito con su primera colección de pantalones de mezclilla. Los 70 y 80 le vieron crecer de manera independiente, con ese marcado carácter minimalista y alternativo a toda tendencia que aún hoy le representan. Pero en la década de los 90 su fama ya era tan reconocida, que se erigió como uno de los referentes de la moda tal y como la conocemos.

Sus campañas, provocadoras y llamativas, no han estado exentas de polémica por representar modelos de corta edad o posturas de dudosa interpretación. Pero lo cierto es que la calidad de sus creaciones siempre ha precedido a historias y polémicas.

Como empresario, Klein ha sabido sumarse a otras industrias creativas como la del perfume, de la que son fruto sus múltiples fragancias que casan con su estilo.

Pero la fecha clave en la historia de la firma llega en 2002, cuando Klein anuncia la venta de la compañía al mayor fabricante de camisas de EEUU: Phillips – Van Heusen. Si bien esto suponía perder el control absoluto sobre sus diseños, dicha estrategia le ayudó a expandir la marca por Asia y Europa.

Más información: Calvin Klein