Bike Polo de Louis Vuitton, primera en su clase

Bike Polo de Louis Vuitton, primera en su clase

El Bike Polo no es un deporte pionero en Europa. Tampoco es la primera aventura ajena a la moda del monstruo francés Louis Vuitton. Pero esta nueva creación de la marca sí es única en su clase, tanto por la genialidad de la iniciativa como por la exclusividad que le imprime al deporte.

Louis Vuitton, con la colaboración de los conocidos ciclistas de polo Hengst y Hannes Barbier Grégory, ha diseñado y producido una bike especial y personalizada. La obra maestra de Louis Vuitton incorpora su saber hacer y lo materializa en una pieza con mazo hueco, encadenamiento mecanizado, pedales con correas de cuero en relieve y otra cubierta de cuero en la rueda, como si se tratara de uno de sus icónicos bolsos.

Hace ya siete años que el deporte aterrizara en Europa con Yorgo Tloupas, que importó la idea de practicar polo sobre una bicicleta desde Nueva York. Desde luego, desde entonces más y más marcas se han querido involucrar en una práctica inusual y cargada de personalidad. En este sentido, Louis Vuitton ha querido sumarse aportándole la suya propia: la del glamour, la exclusividad, un poco de artesanía y un ojo clínico para sorprender con sus propuestas.

Más información: Louis Vuitton Polo Bike shot for Intersection Magazine